Taoismo y el sexo tantrico

Que es el Taoismo?
Es un termino que parte del concepto de unidad absoluta y al mismo tiempo mutable denominado Tao, que conforma la realidad suprema y el principio cosmológico y ontológico de todas las cosas

Cual es el objetivo?
El objetivo fundamental de los taoístas es alcanzar la inmortalidad, si bien, a veces no se entiende esta literalmente, sino como longevidad en plenitud. De la misma manera, se decía que las personas que vivían en armonía con la naturaleza eran inmortales.

Que tiene que ver el Taoismo con el sexo?
Es de suma importancia, ya que se entiende a la correcta practica de las relaciones, lo cual nos ayuda a preservar la energía vital.

Como logramos emprender estas practicas?
Empezamos con olvidar todo lo que practicamos normalmente. Olvidar los polvos de gallo, rapidines, mañaneros, ya que estos encuentros deben de ser como cuando practicamos algún arte oriental, como el Yoga. Ya que al igual que estos, el sexo tantrico se basa en encuentros largos y relajados, sin ninguna prisa.

El taoísmo en el pasado.
Esta disciplina se basa en el Qi, que es una parte del todo. Esta sumamente relacionado con el Jing que es nuestra sustancia energética, la cual si se acaba significa nuestra muerte.

Esto llego a cierto punto a ser muy extremo, ya que en el pasado muchos llegaron a reciclar sus fluidos, principalmente las heces fecales.

Según esta teoría el Jing se puede perder por varios fluidos pero el que mas desperdiciaba era en la eyaculación. Esto llevo a muchos a bajar la cantidad de eyaculaciones tanto que hasta muchas veces no eyaculaban para conservar su energia vital.

Teniendo esto en cuenta podemos ver a la mujer no solo como un recipiente sexual (algo que esta muy ligado al sexo occidental) si no una diosa que da y recibe energía.

Por lo tanto debemos tener siempre en mente Calidad y No Cantidad.
Los mas puros y entendidos con esta disciplina afirman que un solo encuentro sexual al mes, es mas que suficiente. Recomiendan no practicar tanto sexo para no perder tanta energía sexual.

El control masculino de la eyaculación.
Con la idea anterior eyacular mucho significa envejecer pronto, enfermarse y andar de baterías muy bajas por la vida.

Por el transcurso de los años, la cantidad de veces que un hombre debía eyacular se fue perdiendo, aun así la retención del semen es el pilar de esta practica.

Existen varias técnicas para poder lograr el control del semen, unas de ellas es la Coitus Conservatusn, descrita por Joseph Needham, la cual se dice que es cuando el hombre se retira justo antes del orgasmo.

Otra técnica es la inyaculación que consiste en presionar una sección localizada entre el ano y el escroto, que en el momento de la eyaculación si se presiona correctamente, envía el semen de vuelta.

Otra de las ideas taoístas es la separación del orgasmo al fluido, es decir poder recibir la contracción y relajación muscular en el momento pero no el fluido que lo acompaña. Siendo mas que en el momento de llegar al éxtasis, el hombre se detiene y en vez de expulsar el fluido, manda el Jing para la parte trasera del cerebro. Siendo así que el orgasmo se presenta pero el semen no.

En que momento tener el encuentro?
Hay unos momentos más propicios para la copula que otros. Segun la creencia una persona debería evitar copular cuando hay luna creciente o llena y en días en los que hay fuertes vientos, lluvia, niebla, calor o frio, truenos, relámpagos, oscuridad sobre la tierra y el cielo, eclipses lunares y solares, arcoíris y terremotos. La copula en estas circunstancias dañarían el espíritu del hombre y causarían la enfermedad en la mujer. Los hijos concebidos en estas circunstancias serian locos, estúpidos, o tontos (mudos, sordos, ciegos, impedidos y violentos).

También se creía que el día en el cual se quisiera engendrar a un hijo iba a ser muy importante, ya que después de la menstruación los días indicados eran el primero el tercero o el quinto.

Adicionalmente, la importancia del lugar, ya que se debía evitar el brillo del sol, la luna o las estrellas, el interior de los templos y sus proximidades, los pozos, y las inmediaciones de tumbas o ataúdes.

Si se siguieran estas instrucciones, el bebe a nacer sería bueno, sabio y virtuoso. Si no se tenían en cuenta, el bebe seria malvado y la familia acabaría hallando la muerte.

Tu cama el templo del amor
Los tantras son ritos, y la mejor manera de llevar a cabo un rito es rodear tu encuentros con objetos que llenen los sentidos. Velas blancas, inciensos, flores, aceites, música, desconectar cualquier aparto que interrumpa. Tener frutas, agua, trata de quitar todo lo que este en la cama que te pueda estorbar al moverte.

Pero lo mas importante es planear las cosas, tener tiempo y dedicar un par de tardes mínimo al mes, para poder estar en pareja compartir este momento.

El ritmo y la respiración
Es primordial en el sexo tántrico. Siéntate con tu pareja, El hombre sentado con las piernas abiertas, las rodillas lo más cerca del piso y los talones uno frente al otro. La mujer se sube en el hombre y lo “abraza” con sus piernas. Si tu cama es muy blanda, pueden hacer el ejercicio en el suelo, pongan un cojín, colchoneta, etc. Comienza a respirar en forma pausada. Cuando uno exhala, él otro inhala; la idea es que él respire de tu aire y tú del suyo. Cierra los ojos y empieza a dejar tu mente limpia de pensamientos.

Caricias y masajes
Lentamente. Explorando todo su cuerpo excepto pechos y los genitales. Haz movimientos largos, circulares y busca el propio placer de hacer el masaje. Después de quince minutos cambien. Vuelvan a explorar su cuerpo detenidamente.

Juegos
El beso del deseo. Recostados uno junto al otro se miran a los ojos y se besan sin tocarse. Deben seguir el ritmo de la respiración.

La pareja debe mirarse fijamente y besarse la piel. Poco a poco y sin apresurarse van llegando a los genitales con suavidad y dulzura.

Penetración
En el sexo tántrico la penetración es un paso más. No algo esencial ni un fin. La primera etapa la penetración debe ser estática. El pene se queda inmóvil dentro de la vagina, mientras la pareja continúa acariciándose suavemente. Después los dos órganos se empezarán a mover autónomamente. Sólo tenéis que dejaros llevar. Esta parte puede dura hasta 30 minutos. Lo más importante: Siguen sentados, la mujer encima del hombre durante la penetración, pueden hacer variaciones pero la mujer siempre está encima del hombre.

El orgasmo
Si la erección es muy fuerte y se acerca la eyaculación, vuelve a los ejercicios de respiración y a las caricias suaves. Si aún así la erección sigue, podéis hacer presión en la zona del perineo. Cuando te sientas preparado déjate llevar y encuentra el orgasmo más largo de vuestra vida. ¡Enhorabuena!

La mujer en el taoísmo.
Para los taoístas, el sexo no era una cuestión exclusiva de generar placer para el hombre, la mujer también debía ser estimulada y satisfecha para extraer todo el beneficio posible del encuentro sexual.

El sexo solo debería ser practicado si es deseado por ambos. Si se practica el sexo de manera acordada, la mujer también generara Jing, y parte de este será absorbido por el hombre para incrementar todavía más su Qi. La mujer también ocupa una posición preeminente en el Ishinpo, siendo el tutor una mujer. Una de las razones por las cuales las mujeres tenían una gran cantidad de fuerza en el hecho sexual, era que acababan la relación sin ningún tipo de “erosión”, debido al hecho de que son ellas las encargadas de crear vida, no existiendo por tanto la necesidad de preocupación con respecto a la eyaculación.

No obstante, a las mujeres se les asignaba un lugar de inferioridad en la relación sexual. Muchos de los textos estudian el hecho sexual desde el punto de vista masculino, y, por lo general, evitan discutir como el sexo beneficia a la mujer. Se animaba a los hombres a no limitarse a relaciones monógamas, y se les aconsejaba tener relaciones solo con mujeres jóvenes y bellas que no hubieran tenido ningún vástago. Mientras que el hombre tenía el deber de complacer a la mujer, esta no dejaba de ser más que un mero objeto. De hecho, en un gran número de citas del Ishinpo, se identifica a la mujer como al “enemigo”. Esto derivaba del hecho de que el acto sexual era una asimilación de la superioridad masculina por parte de la mujer. En textos sexuales posteriores, que datan de la Dinastía Ming, la mujer pierde todo tipo de carácter humano, haciéndose referencia a la misma de manera frecuente con el término “el otro”. De esta forma, la importancia de la mujer disminuyo con el tiempo.

Las mujeres también eran consideradas como un vehículo para la extensión de la vida del hombre, pero esto solo ocurría a raíz de la absorción de la energía vital de la mujer (Jing y Qi). Algunos taoístas llamaban al acto sexual la “batalla del robo y el fortalecimiento” Estos métodos sexuales encuentran cierta correlación con métodos militares Taoístas, en los cuales, en vez de asaltar los muros y puertas de las fortalezas, las batallas eran una serie de fintas y maniobras destinadas a debilitar las maniobras del enemigo.

Taoismo-Loto


Comments